Educrítica

Espacio para la reflexión sobre temas educativos

Materialismo

Illustration: Judy Green

Algunas veces me he preguntado cómo podría sintetizar mi línea de pensamiento. No resulta fácil pero lo intentaré.
Creo que soy materialista. Es decir todas las cosas tienen un principio material que explica su origen y su existencia. Mi materialismo es un escalón superior de naturalismo. Lo social nace de lo natural y la cultura es una cualidad emergente que supera el mundo físico. El mundo “espiritual” se puede embutir dentro de los procesos sociales y cerebrales; situar su significado no impide su estudio. No se necesita un mundo aparte de los principios materiales.
Además, siguiendo a Bunge, este materialismo es sistémico. Es decir los hechos/acontecimientos se dan de forma interrelacionada con un conjunto de factores: es necesario estudiar los sistemas. El estudio de cada hecho social/físico exige el estudio del contexto. Además este sistemismo es emergente. Existen sistemas con cualidades/propiedades que no pertenecen a ninguna de sus partes sino que emergen del conjunto (las propiedades del aguan no pertenecen a las propiedades de sus componentes, hidrógeno y oxígeno, el pensamiento es una cualidad de las estructuras cerebrales).
Esta formalización del pensamiento es muy potente para explicar muchos aspectos sociales de la educación. La cultura, sistema  de pensamiento, está materializada en gentes concretas y no son reflejo de sistemas idealistas. Analizar con presupuestos científicos es tarea ardua.

Anuncios

¿Qué piensas tú?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 23 de febrero de 2015 por en Actualidad, Reflexiones, TIC.
A %d blogueros les gusta esto: